Las pocas luces que quedan brillan más en otoño


Es posible que el otoño nos pueda brindar pequeñas bellezas imposibles de repetir, flores de colores que iluminan los días cortos. Una señal mas, de que no todo se acaba, de que incluso nada se acaba del todo, pues siempre quedan luces encendidas para creer en otra nueva primavera.