Manchas rojas sobre tela gruesa


Como elevándose para buscar la salida, así las tenía yo sujetas en mi marco. Total para nada. Eran simples manchas rojas en una tele ya derrotada. No las tiré de casualidad. Mas me hubiera valido.