¿New York es atractiva por ella o por nosotros al caer en sus trampas?

Podría ser cualquier ciudad pero era "la" ciudad, y cualquier cosa en ella sirve para asombrar aunque sea de lo más común. ¿Es atractiva por ella o por nosotros? Tal vez sea nuestra propia predisposición a dejarnos sorprender.