Me gusta el Arte simple y sencillo. El callejero

Me gusta el Arte simple y sencillo. Además de que parece un acto de simple decoración es sentimiento, es vida, es intento de buscar otra verdad, de mirar de otra manera lo común, lo absurdo. 

O creerse la creación de donde no había nada. 

No sé hasta donde la creación del Arte es siempre algo valioso, pero tampoco me importa, muchos sentimientos tienen valor por que no tienen precio. 

Suspirar, observar y volver a suspirar, es sensación de haber encontrado algo.
Lo importante es vaciarse para volver a intentar llenar el mar vacío que cada uno llevamos a nuestro lado.

Cuando contemplo lo que otros han creado pienso en su momento, en su pensamiento, en su actitud. Y adivino su contemplación. 

O me equivoco pensando en como concibió lo que yo hoy contemplo. Vuelvo a su tiempo desde el mío, algo que el creador nunca pudo imaginar.

Eso es milagroso. Yo puedo pensar como él y en su tiempo durante unos instantes y volver luego al mío.

Él nunca pudo imaginar mi presente. Nunca pensó que en una actualidad tan distinta seguiríamos viendo su obra de aquel momento.