¿Dónde se encuentran ahora los que todavía no han venido?

Espera quien desespera 

y quien espera con ansia desespera más. 



Quien ha vivido antes la espera 

sigue siendo incapaz de templar su desespero 

pues siempre existe el miedo 

a lo que todavía no ha llegado. 



No sabemos nunca donde se encuentran ahora, 

los que todavía no han venido.