Trabajar el color con una saturación muy baja en una imagen

Entre el blanco y negro y el color, entre el blanco y negro y sus virados diversos, sigue habiendo un espacio intermedio no siempre muy utilizado que es la mezcla de sensaciones de color, el color bajo de intensidad o saturación, el color modificado para restarle importancia, la mezcla entre blanco y negro y color. O incluso dejar el color de forma selectiva y convertir en blanco y negro el resto, una técnica que en otros años se utilizó demasiado puntualmente.

En realidad cada fotógrafo tiene sus formas, sus firmas, sus tratamientos hasta lograr lo que él quiere transmitir con sus imágenes. Pero la opción de jugar con los colores es una mas que no siempre utilizamos.

Yo prefiero jugar con este método de retoque duplicando la capa de la imagen con color y convertir la nueva capa en blanco y negro con arreglo a mi propio gusto y a los colores que dominan la escena. Una vez ya convertida esa capa en blanco y negro es cuando le modifico la opacidad para que toda ella deje traslucir la capa de color de abajo, con arreglo a lo que finalmente quiero hacer.