Un gato siempre está al menos en dos sitios a la vez

Los gatos se aburren y bostezan como todo ser humano que no sabe qué hacer. También es un buen ejercicio para poner en forma los músculos de la boca, todo hay que decirlo. Y aunque creamos que nos nos mira, en realidad sí que nos ve, pues es muy ladino. Un gato siempre está al menos en dos sitios a la vez.